Instrumental i música de cambra





En estos saltos temporales maravillosos que podemos realizar gracias la música, el Palau de la Música pasa del Barroco de Johann Sebastian Bach a un repertorio genuino del siglo XX que homenajea a un nombre nada habitual en los conciertos de clásica: Benny Goodman, el “rey de swing”. 

El responsable de esta insólita (pero interesantísima) iniciativa es uno de los clarinetistas de mayor prestigio que tenemos ahora en España: Joan Enric Lluna. Suya es la idea de concierto, la selección de repertorio, la dirección musical y el clarinete solista. Le acompañan Juan Carlos Garvayo al piano, Matt Baker al contrabajo y Marc Miralta a la batería.

“Es una propuesta que tenía en la cabeza”- explica el músico a Barcelona Clásica- “Benny Goodman es alguien a quien los clarinetistas admiramos, pero además resulta que influyó en los compositores de música clásica, no solo por el influjo del jazz, sino también porque encargó muchas obras a autores contemporáneos suyos, como Poulenc o Gould.”

Para tenerlo claro, el de hoy no es un concierto de jazz, sino “un concierto de música clásica de compositores a quienes Benny Goodman hizo encargos o que se han inspirado en el jazz de Goodman.” Entre las piezas directamente relacionadas con la vida de Benny Goodman, destacan las dos incluidas en la primera parte del programa: el Benny’s Gig de Morton Gould (regalo a Goodman por su 70 aniversario) y la Sonata para clarinete y piano de Poulenc: “Benny Goodman se la encargó al autor personalmente y Poulenc iba a dirigir el estreno en Nueva York, pero no pudo: murió y, en su lugar, tuvo que dirigirla Bernstein.” Por cierto, que el concierto empieza y acaba con obras de Bernstein, con quien Benny Goodman tuvo especial contacto personal.

Tal y como está planteado, con esta mezcla de rescate de obras poco conocidas alrededor de conceptos más familiares para el público, el concierto de Barcelona dice mucho de Joan Enric Lluna. Este especialista en clarinete trabaja a medias entre Valencia y Reino Unido y sus inquietudes van más allá de la interpretación solista, con la que ha conseguido éxitos importantes. “Aún soy miembro de la orquesta del Palau de les Arts de Valencia, pero veo mi futuro en la dirección de orquesta.” Ya ha tenido alguna experiencia con la Manchester Camerata: “Mi modelo es Daniel Barenboim”, confiesa. 

El músico está de plena actualidad, no solamente por este programa de Benny Goodman, sino también por la presentación de su último disco, llamado Música española en el exilio y dedicado a los compositores de la Generación del 27

El proyecto da continuidad a la inquietud de Joan Enric Lluna por recuperar música desconocida de compositores españoles: “Hace muchos años, un señor inglés me pidió que tocara música española y me di cuenta de que no conocía nada para mi instrumento, el clarinete. Empecé a interesarme en tiendas de música y preguntando a amigos. Leía las cosas que me llegaban y veía que eran una maravilla que apenas se conocía.”

La gran particularidad de este proyecto es que se ha financiado principalmente por crowdfunding, a partir de una convocatoria en Verkami en la que han participado 81 mecenas. “Pensé que en esta idea, por las connotaciones políticas y sociales, tenía que participar la gente. La sensación es muy bonita: siento que estoy acompañado”, afirma Joan Enric.


Més, sobre...: Benny , Goodman
Últimes Notícies