Don Quixot
Orquestra



La Orquestra Nacional Clàssica de Andorra estrena este jueves 18 de febrero su nueva temporada en el Palau de la Música Catalana.  Se trata de una propuesta interesante para escuchar música de cámara de gran nivel a un precio muy asequible (12€ por concierto). 

La iniciativa, apoyada por el Govern de Andorra y la Fundació Crèdit Andorrà, ya es veterana en los escenarios barceloneses: este año cumple su 12ª edición. Como afirma Gerard Claret, concertino-director de la formación, “hemos conseguido a lo largo de estos 12 años atraer, construir y fidelizar a nuestro público". 

La experiencia de la orquesta durante todo este tiempo se combina con la intención de ofrecer novedades continuas. Para Claret, “el objetivo de cada año es intentar presentar nuevos solistas y nuevos programas", incluyendo “obras que no se tocan muy a menudo y que son piezas de un altísimo nivel y aptas para el gran público".

Este año, la programación se estructura en una serie de cuatro conciertos de carácter bien diferenciado entre ellos, pero con vínculos con los ciclos de los años anteriores:“Pretendemos que haya siempre un concierto con la presencia de algún solista importante y donde la orquesta esté a su servicio, otro en el que la orquesta tenga más protagonismo y un último con contenido musical más alejado del repertorio clásico”, explica el director de la ONCA.

De esta manera, el concierto inaugural de la temporada, este jueves, corresponde al modelo de solista con orquesta y está dedicado a un instrumento no demasiado habitual en este formato: la trompeta. La ONCA estará acompañada de Luis González, quien ha sido trompeta solista de la Orquesta Sinfónica de Madrid durante diez años y es colaborador asiduo de la Orquestra de Cadaqués, la Royal Concertgebouw Orchestra y la Mahler Chamber Orchestra. 

Gerard Claret, concertino-director de la ONCA
El programa propone un recorrido por la "trompeta virtuosa de los siglos XVIII al XX", con obras de Johann Baptists Georg Neruda, Frank Bridge y François Rauber: "Hay que decir que las dos obras que presentamos para este instrumento y cuerdas [las dos últimas del programa] son de un grado elevado de virtuosismo ", afirma el director de la ONCA.

En el segundo concierto, programado en marzo, la formación andorrana centra su programa en la época romántica del siglo XIX y estrenará una nueva obra, Sinfonía para cuerdas en la bemol mayor, de Hans Rott.

El tercer concierto, previsto para el mes de abril, desarrollará un nuevo formato ya iniciado el año pasado, ONCA Básico, protagonizado por alguna de las formaciones de cámara surgidas de la ONCA. En este caso, se presentará el sexteto de cuerdas.
Respecto al concierto de mayo, ofrecerá un experimento de fusión con el tango junto al bandoneonista Enrique Telleria. El tango cámara fusión mezcla los sonidos propios de este estilo con la música clásica y el jazz, y propone una nueva manera de entender el tango.

Los conciertos de la ONCA tienen lugar en el Petit Palau. Preguntamos Gerard Claret si considera que en Cataluña se está viviendo un cierto auge de la música de pequeño formato: "Se podría hablar de una cierta normalización músico-cultural cuando estas actuaciones en pequeño formato, que actualmente hay muchas y de gran calidad, se pudieran producir de una manera habitual en muchos y diferentes escenarios y no siempre pretender que deban hacerse en salas demasiado grandes para acogerlas y para poder llenarlas. Como su nombre indica, estamos hablando de música de cámara y así nació, en espacios más reducidos ".


Més, sobre...: conciertos
Últimes Notícies